WhatsApp
A la muerte no le gusta que puedas mantener el equilibrio

A la muerte no le gusta que puedas mantener el equilibrio

Lo de hoy es una simple prueba para que puedas predecir tu esperanza de vida.

Y es tan potente, que no tienes que tener en cuenta ni tu edad, ni tu sexo, ni tu índice de masa corporal y tampoco si tienes enfermedades cardíacas, hipertensión o diabetes.

Sólo tiene en cuenta una cosa:

Tu equilibrio con una pierna.

La prueba hay que hacerla descalzo y consiste en mantener el equilibrio a la pata coja durante 10 segundos.

Tienes tres intentos, y puedes utilizar el pie que tú quisieras.

Mira la foto.

Test_Equilibrio_ZaMi

Preparado!

Descálzate.

Elige un pie.

El otro por detrás de la pierna apoyada.

Brazos en jarra en la cintura.

Mirada al frente.

Aguanta 10 segundos en equilibrio.

¿lo has logrado?

¡¡Enhorabuena!!

Si no, mala suerte.

Porque si tienes entre 51 y 75 años tienes un 84% mayor riesgo de muerte que los que sí pudieron.

¿Y si te pones tu calzado habitual y lo intentas?

¿Mejor o peor?

Seguramente has notado la diferencia.

Mira.

El equilibrio es parte de nuestra vida. Desde pequeño nos esforzamos en alcanzarlo.

Es nuestro primer logro, cuando pasamos del gateo a la estabilidad con las dos piernas.

Y perderlo te ocasiona caídas que pueden tener graves consecuencias.

Por eso, si sufres de torceduras o esguinces que te quitan tu equilibrio, lo mejor que puedes hacer es darle a tus pies una superficie amplia que esté cerca del suelo.

Cuanto más espacio tengan tus dedos y menos grosor tenga la suela de tus zapatos, más equilibrio.

A más equilibrio, menos probabilidad de caerte y de morirte, según el estudio.

Bien.

Hay dos formas de que mejores el equilibrio sin hacer nada.


1. Quítate los zapatos o cambia de calzado.

2. Camina descalzo o usa calzado minimalista a diario.


A más uso, más equilibrio.


Los pies sirven para más cosas que para encerrarlos en un bonito zapato.

Y si lo encierras, ten en cuenta lo siguiente:

  • Un pie es plano y no tiene tacón, por eso tu calzado tampoco debe tenerlo.
  • Un pie es flexible para que te puedas adaptar al terreno, por eso tu calzado también debe serlo.
  • Un pie es ancho en los dedos, por eso tu calzado debe tener espacio suficiente en esta zona.
  • Un pie pesa poco, por eso tu calzado también debe ser ligero.


Y todo esto, lo tienen las Vivobarefoot Primus Asana.

Son zapatillas que se parecen a un pie, porque tu equilibrio empieza en ellos.

La salud empieza en tus pies.

- Antonio Caballo

Pd1. Referencia del estudio aquí.

Pd2. Los juanetes, dedos en garra y apiñados también te quitan equilibrio, con el corrector de dedos puedes empezar a corregirlos.

Publicado el 11/09/2022 por @antonio.caballo Estudios Científicos, Juanetes, Dedos en garra, dedos..., Torcedura de pies,... 0 1546

Dejar un ComentarioDejar una respuesta

Debes estar logueado para publicar un comentario.
Prev
Next